sábado, 7 de junio de 2008

Cartografía de un beso transportado con sabor a café y canela ( II )

Letargos cobrizos
arrojados
a los besos
húmedos
de accesos
a las bocas
portales
de infiernos
abismos
contorneados
de cauces mojados
proscritos
de puentes
páramos
arrojados
de amantes
encontrados
y descubiertos
café de olla
y de canela






11 comentarios:

Frabisa dijo...

Muy sugerentes palabras y acordes las fotografías.

Enhorabuena

un beso.

P.D. Gracias por tu visita.

Almatina dijo...

Gracias Frabisa.
El café
el eje social de la calle
el observatorio mundanal.
Besos Bela!!

Antonio J.M. Riego (Quilcacamayoc) dijo...

No había visto esto lo juro... y el sábado mismo me dieron unas tremendas ganas de echarle canela al café...

¿Las ideas flotarán en el aire?

Yo me tomé mi café con canela,
y tu bellamente lo escribiste...

Un abrazo cartográfico

PIER BIONNIVELLS dijo...

Que imagen..
y que lineas tan bien elaboradas.
Ambas van de la mano.
me gusta.
abrazos.

Almatina dijo...

Gracias
es un mapa escrito
de las sensaciones que pueden provocar dos de las cosas que mas me gustan:
los besos (incluídos los de mi abuela, aunque no es éste el caso, quizá porque soy poco besucona, la española cuando besa es que besa de verdad, jaja)y el café (elixir de la vida agitada moderna que en parte nos toca vivir, quizá la única alianza social que nos queda en el día a día), que mezcladas ("mezclado no agitado" como diría 007) con una pizca de canela provocan reacciones químicas únicas.

Saludos gatunos!!

TOROSALVAJE dijo...

Dos posts geniales, imágenes y palabras creando belleza.

Te aplaudo.

Besos.

Almatina dijo...

Gracias Toro
describo, como una arqueóloga,
con un fino pincel
la belleza
descubierta
en un simple beso cafeinado.
Los pequeños detalles descubren
a las personas que laten
invisibles dentro de sus cuerpos.
Cáscaras ausentes o circunstanciales
de nuestras almas
mucho más inmortales.

Gracias
coloradas!

Clares dijo...

Lo que no entiendo es por qué me avisa blogger de que este blog puede contener cosas que no sean convenientes, o aceptables o yo qué sé... A mí me gusta y no veo el problema.

Clares dijo...

Una sugerencia para el café: poner en el fondo de la taza una semilla de badiano (una estrella de anís estrellado) y un poquitín, muy poco de pimienta... Una cucharada de azúcar de caña y tomarlo recién servido. Receta aportada por un poeta murciano. Adivinad cuál de ellos.

Almatina dijo...

jajaja
Querida Clares
a lo mejor la inconveniente soy yo.
Lo de la sugerencai del café la voy a poner en práctica, con respecto al poeta murciano, no tengo ni sospechosa de idea de quién sea.
Pero puede ser Ud. mimsa o quizá Carmen Conde, a la quele dediqué un post-poema hace tienmpo.
saludos y encantada de conocerla.

Besos cafeínicos
vitaminantes
y superrevitalizantes!!

PD. Por cierto laparte trasera del blog, es que como los antros oscuros, cuanto más ahumados y traseros,
más cómodos y más nosotros nos sentimos.
Yeah man!Sing a Soul Song!
Por cierto tengo un proyecto de Jazz, que se llama Almita's Brother's Jazz Club Band.
Ya os contaré.

Moisés Márquez dijo...

Me gusta demasiado el café. Yo le daba un bocao a la figurita. Es como hacer figuras de chocolate y dejarlas para decorar. Eso debía ser pecado :)